ConafNoticias PúblicasOficina CentralPortadaBalance incendios

Sin embargo, en el balance entregado por CONAF y ONEMI, se destacó que aún falta el compromiso de la ciudadanía para prevenir la ocurrencia de estos siniestros.

Con un especial llamado a la comunidad para que sea activa partícipe en la labor preventiva, el director ejecutivo de CONAF, Aarón Cavieres, entregó el balance de incendios forestales de la temporada 2015-2016, porque es necesario disminuir la ocurrencia de incendios forestales en el país.

Cavieres manifestó que en materia de prevención de incendios forestales, durante este período se reforzaron los equipos regionales, al tiempo que se duplicó el presupuesto en esta materia, lo que permitió conformar equipos de trabajo en esta áerea durante todo el año.

Además, manifestó que “para la materialización de esta estrategia preventiva, realizamos la campaña nacional de sensibilización, el programa de educación ambiental sistemática, la regulación y fiscalización del uso del fuego, el trabajo comunitario con los municipios con planes de protección comunal, el programa de silvicultura preventiva y la comunidad preparada”.

 

Incendios

En cuanto a los incendios forestales, el director ejecutivo de CONAF, puntualizó que entre julio del 2015 y mayo de 2016, se registraron en el país un total de 6 mil 704 incendios forestales, que afectaron 40 mil 845 hectáreas de vegetación. “Las cifras representan una baja de 15 % y 68 % respectivamente en comparación con el período anterior”, destacó.

Combate incendios forestales 2“Si bien disminuimos considerablemente la superficie afectada, ayudados por el clima, pero también por la fuerte inversión de Gobierno, que nos permite contar con más medios técnicos y aéreos, todavía estamos al debe en la prevención, donde requerimos un mayor compromiso de la ciudadanía”, dijo Cavieres

Conjuntamente, indicó que un total de siete regiones disminuyeron el número de incendios, principalmente entre Valparaíso y Los Lagos, con excepción de la Región del Maule. En tanto que la disminución de superficie afectada se concentró en O’Higgins, Maule, Biobío, La Araucanía y Los Lagos.

En este mismo sentido, el subdirector de gestión del riesgo de ONEMI, Miguel Muñoz, resaltó que “el que este año tengamos muchas menos hectáreas afectadas es un claro ejemplo que el sistema de protección civil está funcionando bien, porque la coordinación existente con CONAF permite, junto con declarar las alertas necesarias, el integrar los recursos pertinentes para lograr el control de estos siniestros”.

 

Evitar desastres mayores

El trabajo de CONAF en el combate de incendios forestales de magnitud (sobre 200 hectáreas) permitió evitar la afectación de 20 mil 826 hectáreas, las cuales representan un valor económico de pérdida evitada directa e indirecta de 151 millones de dólares, y lo más importante, “evitó el daño a una población que bordea las 16 mil personas”, resaltó Cavieres, quien explicó que “este resultado se obtuvo a través del software de modelación, que analizó 19 incendios forestales, considerados de magnitud”.

nuevo avión AirTractorEn esta misma línea, explicó que el contar con mejores medios tecnológicos, dos nuevos aviones AirTractor, más un terceo que se integrará a finales de año, los tres aviones Dromader y el helicóptero Sokol, más las 140 brigadas que se conformaron a nivel nacional, permiten que Chile cuente con un buen sistema de combate de incendios forestales y que disminuyan las pérdidas en hectáreas afectadas y también en viviendas.

El trabajo desarrollado por CONAF en materia de incendios forestales se integra al Sistema Nacional de Protección Civil, donde participan organizaciones públicas, privadas de voluntarios y la sociedad civil organizada, que es coordinada por la ONEMI.