AntofagastaConafNoticias PúblicasPortadavicuñas

Durante tres días, Antofagasta fue la sede para la XXXII Reunión Ordinaria del Convenio de la Vicuña y la y XVIII Reunión Técnica “Aplicación de Lineamientos Técnicos en Relación al Manejo de la Vicuña y Procesos de Comercialización”.

Representantes oficiales de Chile, Argentina, Bolivia, Ecuador y Perú así como también invitados especiales de estos países, evaluaron acciones de conservación, manejo y aprovechamiento de la vicuña, además de adoptar acuerdos, formular recomendaciones para optimizar el desarrollo de las acciones previstas y apoyar en las decisiones que los países miembros adopten en torno al recurso vicuña para su aprobación por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES).

En esta oportunidad cada uno de los cinco países integrantes del convenio dio cuenta de los avances logrados durante la gestión 2014 y aunaron criterios para agotar los esfuerzos para generar acciones sostenidas de relevamiento, monitoreo, investigación, protección y recuperación de las poblaciones silvestres de vicuñas, así como también capacitación a distintos grupos de interés y difusión de los avances y logros.

El tema central de la XVIII Reunión Técnica fue la “Aplicación de Lineamientos Técnicos en Relación al Manejo de la Vicuña y Procesos de Comercialización”, tema de gran importancia y significado, por cuanto en los cinco países integrantes del Convenio existen zonas en que la vicuña está incluida en el apéndice II del Convenio CITES, es decir que se permite el manejo de la especie y la comercialización internacional de su fibra. Al respecto, conviene recordar que el objetivo en dichas zonas es el manejo sustentable con fines económicos para el beneficio de las poblaciones indígenas locales. Por otro lado, en la XXXII Reunión Ordinaria del Convenio de la Vicuña, cada país expuso un completo informe sobre la gestión 2014 respecto de la conservación y manejo de la especie.

Para Miguel Jorge Nougues, cónsul y delegado oficial de la República de Argentina, fue de gran relevancia puesto que “hemos reafirmado muchas medidas en torno a la conservación y al manejo de la vicuña, si bien en los últimos años se ha disminuido la caza furtiva, debemos seguir combatiéndola, creo que se ha ido reduciendo la matanza de vicuña y que los cinco países han avanzado en torno a esto y a toda la cadena que involucra además de la caza furtiva, el comercio ilegal y toda la trazabilidad de la ruta”, explicó.

En tanto, Jessica Gálvez Durán, directora de gestión sostenible de fauna silvestre de Perú, explicó que “la vicuña es un recurso muy valioso, ella cumple un rol fundamental en el mantenimiento de los sistemas altonadinos, además de ser un ejemplo de aprovechamiento sostenible, ya que no se vulnera la capacidad de renovación natural de la especie y va en beneficio de las comunidades altoandinas campesinas”.

Otro de los temas de gran interés fue el caza furtivo de este camélido y cómo cada país combate esta realidad, “el desafío próximo es integrar a nuestras policías que trabajan en frontera para perfeccionar el trabajo, no obstante es necesario destacar que en Chile ya tenemos un trabajo coordinado con el SAG, la PDI, Carabineros y el Ejército de Chile, con quienes hacemos patrullaje en conjunto en sectores complicados por la caza furtiva, para hacer presencia y desincentivar la presencia de estos cazadores furtivos”, señaló Guillermo Cisternas, director regional de CONAF Arica y Parinacota y jefe de la delegación de Chile en el Convenio de la Vicuña.

Para Bolivia “el desafío continúa, nos falta socializar muchos temas, como la caza furtiva, el cual no es fácil y aún no lo podemos controlar totalmente, con estas reuniones mostramos lo que hemos hecho y vemos lo que nos falta, además de poder llevarnos otras experiencias o nuevas ideas para encarar este problema y hacerlo mejor”, indicó Jorge Laura Camacho, delegado oficial del Estado Plurinacional de Bolivia.

Por su parte, Marcelo Pino director provincial del ambiente de Chimborazo, Ecuador, manifestó que “nuestro país es joven en el tema de aprovechamiento de fibra, hemos tomado modelos de Chile para nuestra problemática y realidad de nuestro país, como país agradecemos todas las iniciativas que han tenido los países asignatarios del convenio de la vicuña”.

“Conocer y actualizar los múltiples conocimientos y avances sobre la conservación, manejo y comercialización de la fibra de vicuña en los Andes de Argentina, Bolivia, Chile, Ecuador y Perú, a la vez que identificar brechas y desafíos es ya un potente logro. En tal contexto destacamos la oportunidad de incrementar el conocimiento de la vicuña austral, que se distribuye entre un sector aledaño a la quebrada de Tarapacá por el norte y los Andes Atacama por el sur, subespecie incluida en el Apéndice I de la Convención CITES, cuyo objetivo es la conservación estricta”, indicó Alejandro Santoro, director CONAF región de Antofagasta y presidente de la XXXII Reunión Ordinaria del Convenio de la Vicuña.

La vicuña es una de las pocas especies que ha tenido atención tanto a nivel nacional, regional como mundial, en el año 1969 Perú y Bolivia firman un Convenio para la Conservación de la Vicuña, estableciendo así las primeras disposiciones legales para su protección.

Posteriormente, en 1979 se incorporaron Argentina, Chile y Ecuador, y desde entonces las medidas de protección tuvieron un mayor efecto. De una etapa de protección estricta, se pasó a una fase en la que se inicia el aprovechamiento de la especie a partir la esquila de animales vivos.

En el marco de la XXXII Reunión Ordinaria del Convenio de la Vicuña además se dio a conocer aspectos de capacitación en entrenamiento en análisis forense en crímenes de vicuña, tema que fue presentado por el coordinador en Chile del Programa Internacional de Asistencia Técnica del Depto. de Interior de los Estados Unidos.

Las cinco delegaciones concluyeron las jornadas de trabajo visitando uno de los monumentos naturales más representativos de la región: el Monumento Natural La Portada, además de definir que el próximo encuentro se realizará en la República de Perú.