Oficina CentralSECOM

Traducir los lineamientos institucionales en beneficios concretos para la comunidad fue el mensaje central de la reunión nacional de la Gerencia de Desarrollo y Fomento Forestal, realizada a principio de julio en La Serena, con la asistencia de profesionales de todas las regiones del país.

En la ocasión, el director ejecutivo de CONAF, Aarón Cavieres, dio a conocer los ejes estratégicos de la institución y los desafíos para los próximos años, colocando especial énfasis en la adaptación que debe tener la Corporación en función de las demandas de la sociedad por los ecosistemas naturales.

En tanto que Roberto Lisboa, gerente de Desarrollo y Fomento Forestal, resaltó la importancia de diseñar productos que signifiquen una mejor calidad de vida para los pequeños y medianos propietarios forestales, a fin de disminuir la brecha existente en el sector, y así cumplir con el mandato del Gobierno en cuanto a reducir la desigualdad.

Además, cada jefe de departamento de la gerencia tuvo la oportunidad de exponer los compromisos vigentes para el año 2014, definiéndose asimismo las acciones que se realizarán por área temática para el período 2015-2018 en los ámbitos del manejo sustentable del bosque nativo, la gestión de los bosques plantados, el encadenamiento productivo, los ecosistemas y sociedad y el monitoreo de los recursos naturales.

Para analizar el avance en materias como la dendroenergía, la gestión de los bosques plantados y la estrategia macrozonal en zonas áridas y semiáridas y el trabajo comunitario con impacto social, entre otras, se realizaron tres talleres que permitieron delinear acciones con la visión regional de la problemática y posibles soluciones a corto y mediano plazo.

En este mismo contexto, se presentó la estrategia de CONAF en cambio climático, de la cual se espera contribuya directamente con beneficios a los propietarios forestales.

El encuentro consideró también, por parte de los anfitriones, la demostración en terreno sobre la trascendencia que tiene la forestación para las comunidades agrícolas de la Región de Coquimbo, con especies arbóreas arbustivas, principalmente complementarias al forraje del ganado, durante una visita efectuada al sector El Tangue.