MetropolitanaPortada

“Esta temporada hemos bajado la tasa de siniestralidad y accidentabilidad y queremos seguir relevando este tema tan importante en una actividad que tiene tantos riesgos como es el combate de incendios forestales”, dijo el director regional Germán Ortiz.

Este miércoles 23 de marzo se realizó, en la Casa de la Cultura de Talagante, la ceremonia del Concurso de Seguridad del Departamento de Protección Contra Incendios Forestales de la Región Metropolitana, instancia que distinguió al personal que se destacó en esta materia durante la presente temporada.

La jornada se desarrolló con la presencia de las 9 brigadas que han funcionado en la temporada quienes fueron saludados especialmente por el gobernador de la provincia de Talagante, David Morales, y su par de la provincia de Melipilla, Cristina Soto. Ambos aprovecharon la oportunidad para agradecer al equipo el trabajo desarrollado en favor de la protección de los recursos naturales y de la ciudadanía.

Además, el subgerente comercial de la Asociación Chilena de Seguridad ACHS, José Garay Anex-Dit-Chenaud, felicitó a CONAF porque “somos fieles testigos del esfuerzo que hacen para contar con todos los elementos de seguridad”.

 

Los premiados fueron los siguientes:

El premio especial “Rául Soto Cantillana”, que se entregó por primera vez por representar los valores y espíritu del fallecido colega que da nombre al premio, fue para Carlos Reyes González, prevencionista motorizado.

En tanto, Roble 7 San Pedro fue elegida la “Mejor Brigada” por su destacado conocimiento del Reglamento de Orden, Higiene y Seguridad de CONAF, por todos los componentes de la brigada, el contenido y calidad del cuaderno de primeros auxilios, la presentación de la infraestructura durante el periodo, y la participación en el mejoramiento de la habitabilidad de la base.

La categoría “Mejor Manipulador de Alimentos de Brigadas” tuvo como ganadora a Doris Inyelco Castillo, de la Brigada Roble 6 Puangue, quien se destacó por sus conocimientos de higiene de los alimentos, manipulación, correcto uso de vestuario, y la calidad de los alimentos preparados.

El “Mejor Conductor de Móviles de Brigadas” fue Alejandro Jiménez Figueroa,  de la brigada Roble 5 Pintué, destacado por sus conocimientos del reglamento del tránsito y respeto a las normas vigentes, preocupación por el móvil y su estado mecánico, y presentación personal.

 Por su parte, Rodrigo Yevilao Aniñir, de la brigada Roble 7 San Pedro, fue reconocido como el “Mejor Brigadista Destacado” por su calidad humana, su fraternidad, lealtad y preocupación por el autocuidado y el de sus compañeros.

 

intra2