Más de 380 millones de pesos, de un total de 1.500 fueron invertidos en la provincia de Linares. La iniciativa- financiada por el Gobierno Regional- también se concentró en otorgar herramientas para el desarrollo personal. Beneficiarias destacaron el valor social del plan.

268 trabajadores, principalmente mujeres, fueron certificados por el Programa Regional de Empleo (PRE) en la provincia de Linares. La iniciativa – ejecutada por CONAF –y cuyo propósito es reducir los índices de cesantía en los sectores más vulnerables de la sociedad, tuvo su cierre oficial este miércoles en la provincia de Linares.

En la cita estuvieron presentes diversas autoridades, entre ellas el Seremi de Agricultura, Jorge Céspedes, el Consejero Regional Carlos Gajardo, el jefe de gabinete de la gobernación de Linares Mauricio Parada y  la directora regional de CONAF, Andrea Soto Valdés.

“Para nosotros este cierre es muy significativo porque se pone término a una etapa de un proyecto que ha sido aprobado y garantizado por el gobierno regional. En total se invirtieron 380 millones de pesos en la provincia, lo que equivale a más del 26% del total del presupuesto regional. Se apostó por la capacitación en ciertos oficios, sin descuidar el desarrollo personal de nuestros trabajadores”, destacó Soto Valdés.

En esa misma línea se expresó el Seremi de Agricultura Jorge Céspedes. La máxima autoridad del agro en el Maule subrayó que “este tipo de programa tiene mucho sentido porque más allá de cifras o números tiene un componente social extraordinario y que apunta al desarrollo de las mujeres principalmente. Conozco las necesidades existentes en la región y por lo mismo valoro la capacidad transformadora de esta iniciativa”,  expresó.

Entre las labores ejecutadas por los beneficiarios destacan la realización de cortafuegos y principalmente el hermoseamiento de áreas verdes.  En el ámbito de la capacitación y formación personal en tanto, se enfocó en el derecho a saber, autocuidado, manejo de conflicto  y violencia intrafamiliar.

“Valoramos la oportunidad de trabajar en CONAF. Siempre nos trataron como personas y colegas de trabajo. Hemos sido una familia muy unida durante estos ocho meses”, resaltó Juana Gatica, trabajadora de la comuna de Parral.

La iniciativa, que se ha extendido durante ocho meses en las 30 comunas maulinas y cuya continuidad durante el próximo año está garantizada, consideró una inversión total del 1.500 millones de pesos. Para 2017 se contemplan cerca de 2 mil millones, los que permitirán la creación de aproximadamente mil nuevos puestos de trabajo.

Tal como aconteció en Linares, en los próximos días las otras provincias de la región realizarán sus ceremonias oficiales de cierre.