MagallanesNoticias PúblicasPortadaiguanas marinas de Galápagos

La posibilidad de aplicar en áreas silvestres protegidas de la Región de Magallanes experiencias exitosas utilizadas en otros lugares del mundo se convirtió en uno de los objetivos centrales del viaje realizado por una delegación local a un simposio internacional efectuado en Puerto Ayora, Galápagos, Ecuador.

Entre los días 16 y 20 de noviembre, un grupo de ocho profesionales del ámbito público y privado de Magallanes participó en el Simposio Manejo de Uso Público y Turismo en Áreas Protegidas. El encuentro contó con la participación de unas 60 personas entre representantes de instituciones de Ecuador, Colombia, Costa Rica, Panamá y Chile.

Este evento fue organizado por el Ministerio del Ambiente de Ecuador, a través de la Dirección del Parque Nacional Galápagos y WWF-Ecuador. Los asistentes analizaron las herramientas de manejo de visitantes desarrolladas en las islas Galápagos y otras áreas protegidas de la región latinoamericana. Se destacaron las experiencias más significativas que permitan a los participantes aprender unos de otros, con el objetivo de fortalecer la gestión del uso público y turístico como una herramienta fundamental de conservación en las áreas protegidas de la región.

Los representantes de Magallanes que asistieron al simposio lo hicieron en el marco de las actividades comprometidas por el proyecto Sistema de Manejo Tturístico en Áreas Protegidas: Caso Piloto Parque Nacional Torres del Paine, el cual es financiado por la Corporación Nacional de Fomento a través Innova Corfo y ejecutado por la Fundación Cequa en asociación con la Corporación Nacional Forestal (CONAF) de Magallanes y Antártica Chilena, Estancia Cerro Paine S.A., Fantástico Sur y Agrupación Medio Ambiental (AMA) Torres del Paine.

 

Consensos y estrategias de trabajo

El proyecto que está en marcha en Magallanes apunta a generar una mejor planificación y orientación del desarrollo turístico al interior de áreas silvestres protegidas de Chile. De ahí la importancia de conocer en terreno propuestas relevantes en el contexto turístico internacional que, entre otros objetivos, han permitido mejorar la calidad de la experiencia de los visitantes y evitar la sobrecarga de los destinos.

Germaynee Vela-Ruiz, investigadora de la línea de Estudios Territoriales de Fundación Cequa, lidera el proyecto, en estrecha colaboración con Fiorella Repetto, directora alterna de la investigación y responsable del Diagnóstico Ambiental de los Circuitos de Montaña del Parque Nacional Torres del Paine.

Señalan que las acciones comenzaron a ejecutarse en octubre de 2014 y tienen una duración de 24 meses. El proyecto se plantea bajo un enfoque de manejo adaptativo y participativo, buscando consensos y estrategias de manejo coherentes con los enfoques de conservación de las áreas protegidas y de desarrollo socioeconómico  para su entorno.

Ambas comentan que, de acuerdo a las estadísticas de CONAF, entre enero y diciembre de 2014 el Parque Nacional Torres del Paine recibió cerca de 197 mil visitantes. Por lo general, la mayoría de las entradas al parque se concentran durante los meses de enero y febrero, lo que se traduce en una natural sobrecarga de los recursos naturales existentes en el lugar.

Es por ello la importancia del trabajo asociativo que Fundación Cequa está liderando con otros actores de organismos públicos y privados. La directora del proyecto recalca que la apuesta que se está trabajando no apunta a perjudicar la actividad turística, sino que a generar estrategias que ayuden a  conservar esta valiosa unidad y que se propongan medidas de mitigación que permitan controlar los impactos que las altas y crecientes y tasas de visitación producen en el tiempo.

En ese sentido, Germaynee Vela-Ruiz valora lo que hasta ahora se ha hecho en el Parque Nacional Galápagos, en materia de conservación y de manejo turístico. Al igual que el Parque Nacional Torres del Paine, el famoso destino ecuatoriano recibe al año cerca de 200 mil visitantes, los que –para acceder a él- optan por dos opciones: los cruceros o la base local (visita directa).

“Lo que acá queremos es generar propuestas colaborativas como el sistema de reservas previo al arribo al Paine, para ayudar a mejorar la protección de los ecosistemas y favorecer el turismo. Aquí no se trata de desincentivar el turismo sino que distribuirlo de mejor manera en el tiempo, considerando que la mayoría de las visitas se dan durante los meses de enero y febrero”, apunta la investigadora.

 

Manejo para la conservación 

A juicio de Alejandra Silva, directora regional de CONAF, la participación en el simposio fue “muy importante, pues junto al jefe regional del Departamento de Áreas Silvestres Protegidas, Mauricio Ruiz, efectuamos charlas, con objeto de transmitir la experiencia del manejo de uso público y la planificación que se ha realizado en el Parque Nacional Torres del Paine en los últimos años, a los especialistas que participaban en el encuentro”.

La directora valoró que “fue una visita muy enriquecedora en lo profesional y en lo personal, debido a que nos permitió interiorizarnos sobre aspectos del manejo de uso público que se efectúa en diversas áreas protegidas de Ecuador, en particular en el Parque Nacional Galápagos y en la Reserva de Producción de Fauna Silvestre Chimborazo y experiencias de parques y reservas de Colombia, Panamá y Costa Rica”.

Por su parte, Mauricio Ruiz destacó que la inquietud por desarrollar este proyecto nació desde el equipo técnico de guardaparques del Parque Nacional Torres del Paine, pues la verdadera vocación de la unidad es la conservación del patrimonio natural, donde la recreación de los visitantes se debe planificar de manera que no lo dañe. Sobre la participación en el simposio, expresó su satisfacción por haber compartido experiencias, pues “nos sorprendimos al darnos cuenta que como países latinoamericanos, tenemos en común similares problemas y desafíos, pero a la vez, grandes oportunidades de trabajo conjunto. El simposio fue un importante espacio de intercambio de información en materias relacionadas con la planificación y conservación de nuestras áreas, por lo que esperamos y pondremos nuestros mejores esfuerzos para aplicar los conocimientos adquiridos, así como en mantener la comunicación con los diferentes especialistas que conocimos”.

Delegación de Magallanes en Ecuador.

Delegación de Magallanes en Ecuador.

 

 

 

 

 

 

Empresariado turístico 

Para Mauricio Kusanovic, director ejecutivo de Estancia Cerro Paine, “este proyecto del Cequa es uno de los más importantes para Torres del Paine en los últimos 50 años. Es muy importante destacar que este proyecto solamente será exitoso si después de su implementación cuenta con los presupuestos asociados. Presupuestos que hoy el parque no tiene y que son sumamente necesarios para poder mantener la gestión del parque nacional. Hay que cambiar la visión porque la conservación y el turismo van de la mano con políticas inteligentes y con aquellas asociadas a un manejo sustentable del territorio. Este es uno de los pocos proyectos donde vemos la visión de los privados y visión pública, junto a otros actores relevantes alineados en que Torres del Paine siga existiendo por muchos años más y que sea una fuente económica para toda la región ya que gran parte de ella vive del turismo gracias a nuestro querido parque nacional”.